EcoAprendemos.org     red-social-1     logo iva 150     logo-blogs-suricata-150     logo-catunesco-150

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúa navegando acepta su uso. Para saber más sobre las Cookies visite nuestra Política de Cookies.

Acepto las Cookies de este sitio.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk

Crear PDF Recomendar Imprimir

Una poeta que promueve la acción social a través de la escritura creativa

Fecha
Lunes, 27 Enero 2020

Amaya Blanco acaba de ganar un primer premio de poesía, pero lo que le quita el sueño no son los versos, sino el proyecto, pionero en España, que lidera como docente en Educación de la ULPGC.

Nació en Málaga hace 40 años, pero su carrera la llevó hasta Gran Canaria hace poco más de un lustro. Y aunque su primera residencia en la isla fue en la capital, no dudó en elegir, por tranquilidad y comodidad, Telde como ubicación de la vivienda familiar definitiva. Concretamente en Arnao, cerca de la Biblioteca de Saulo Torón, y es que para ser feliz necesita tener libros cerca. Porque entre su amor y talento por la poesía, cuya destreza con los versos le ha llevado a ganar varios premios y publicar dos obras –la tercera se está maquetando–, y su labor profesional como profesora de Ciencias de la Educación en la ULPGC, las letras es, junto a su familia, su razón de ser.

canarias7-2020-01-27-amaya-1

Amaya Blanco posa en el Parque Arnao, donde se encuentra la Biblioteca Saulo Torón. Esta profesora malagueña eligió Telde para vivir por la tranquilidad.

Esta andaluza inquieta no deja de reinventarse ni se guarda sus inquietudes. Así es como se atrevió a liderar un proyecto nunca visto antes en España en el que junta la escritura creativa con la acción social. «Se trata de un curso en el que nos adentramos en las posibilidades de la solidaridad como prisma desde el que conocer otras realidades que arrojen luz sobre nuestra propia vida», explica Amaya. Es decir, ayudar para evolucionar. «Exploramos mediante la escritura creativa maneras de relacionarnos con lo diferente y que nos hagan crecer como personas y como artistas», amplía.

Este proyecto se llama Ecoaprendemos y está financiado por el Cabildo. Su primera fase teórica de tres meses ya ha concluido por parte de los ocho alumnos que están inmersos en esta iniciativa y que han trabajado el relato corto, la construcción de comunidad y el acercamiento a las personas que promueven el desarrollo. Y ahora comienza la acción con la parte práctica. Estos estudiantes de Ciencias de la Educación han elegido cuatro asociaciones (Aspercan, Mojo de Caña, Fundación Foresta y Cruz Roja) donde realizarán voluntariados, vivirán experiencias adentrándose en sus realidades, y conocerán la historia, dificultades y conflictos de unas agrupaciones que luchan de manera altruista por el bien social.

Amaya Blanco posa en el Parque Arnao, donde se encuentra la Biblioteca Saulo Torón. Esta profesora malagueña eligió Telde para vivir por la tranquilidad.

«En Navidad cada alumno escribió un relato sobre estas asociaciones sin conocer nada de las mismas, y cuando terminemos el voluntariado tendrán que elaborar otro escrito que compararemos con el anterior. De esta forma veremos qué impacto tiene la acción social en la escritura creativa», detalla Blanco. Estas redacciones se traducirán y publicarán y, además, se elaborará un documental con todo el material. Un proyecto piloto, ambicioso e innovador que nunca se ha llevado a cabo en España y que nace por iniciativa de esta profesora que sueña con contribuir a la evolución de su disciplina a través de buenas acciones que beneficien a la sociedad.

publicaciones. Y al margen de su labor en la ULPGC, esta malacitana, además de ser una enamorada de la poesía, hace gala de un talento con los versos con el que le llueven los reconocimientos. No en vano, consiguió recientemente el primer premio de poesía Joaquín Benito de Lucas en el Certamen de poesía de Talavera de la Reina con su obra La voz encinta. «Me inspiré en mi búsqueda personal del bebé, con una pérdida que tuve y el proceso de mi primer embarazo hasta que llega el nacimiento. Todo en clave lírica», explica Amaya Blanco. Esta obra será publicada en la colección de poesía Melibea y será su tercer trabajo que vea la luz después de Letras de Tierra y Materia Viva.

Por si fuera poco, Amaya Blanco, además de sus obligaciones en la ULPGC y sus pinitos como poeta, también da clases de Escritura Creativa los martes en el Centro Ediciones Garoé de Vegueta, y los miércoles en la Librería Canaima. Para los niños ofrece magisterio en el colegio Kaizen Montessori los lunes.


Fuente: Canarias 7
Escrito por: Ronald Ramírez Alemán

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúa navegando acepta su uso. Para saber más sobre las Cookies visite nuestra Política de Cookies.

Acepto las Cookies de este sitio.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúa navegando acepta su uso. Para saber más sobre las Cookies visite nuestra Política de Cookies.

Acepto las Cookies de este sitio.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk